Cómo Fred se las arregla bien solo por la noche | Doro Care
Dos personas mayores sentadas en un sofá sonriendo y agarradas de la mano Dos personas mayores sentadas en un sofá sonriendo y agarradas de la mano
CUIDADOR

«Me siento más seguro y mi mujer puede dormir tranquila»

Tras una caída, Fred necesita un andador de estabilización que utiliza tanto en la planta superior como en la planta baja de su casa. Si bien algunos familiares cercanos lo visitan cada dos días para echarle una mano, el resto del tiempo Fred y su esposa viven solos. Por la noche, Fred solía usar una linterna para caminar hasta el baño.

Fred usa andador para caminar, pero se sentía inseguro e inestable porque le costaba sujetar la linterna y, al mismo tiempo, manejar su andador. Durante la evaluación, Fred comentó que siempre le había gustado pasar tiempo en el jardín y que esperaba poder volver a hacerlo muy pronto.

 

En su caso, se procedió a la instalación de un dispositivo de teleasistencia, un sensor de ocupación de la cama y una luz nocturna. La instalación del dispositivo de teleasistencia garantiza a Fred la posibilidad de activar una alerta de ayuda en caso de que sus rodillas fallen. Por su parte, la incorporación de una luz nocturna le permite ir al baño por la noche de forma segura usando las dos manos para manejar su andador. Además, gracias al sensor de ocupación de la cama, en caso de que no regrese a ella una vez transcurrido un tiempo predeterminado (lo que podría indicar una caída), se emitirá una alarma al centro de control. Fred afirma que la instalación de la teleasistencia ha sido muy beneficiosa.

Le ha proporcionado la confianza que necesitaba para quedarse solo en casa de vez en cuando, así como para desplazarse por su hogar y su jardín con la seguridad de saber que podrá pedir ayuda con su colgante de alarma siempre que lo necesite. Además, afirma que disponer de una luz auxiliar que se enciende automáticamente cuando se levanta de la cama ha facilitado mucho sus visitas nocturnas al baño. Su esposa también afirma que ahora duerme más tranquila porque sabe que puede arreglárselas solo de manera segura.

 

Si no hubiesen instalado el equipo de teleasistencia, Fred considera que habría tenido un riesgo mayor de caerse, con los consiguientes ingresos hospitalarios. También comenta que habría necesitado un nivel de ayuda mayor por parte de su familia, lo que habría mermado en gran medida su independencia.